Drivers TMC: Descubre los mejores drivers para impresión 3D y sus tecnologías disponibles

Uno de los componentes más importantes de tu impresora 3D, y de cualquier aplicación que utilice motores paso a paso, son los denominados drivers. Estas diminutas placas se encargan de la importante tarea de gestionar como han de actuar los motores en todos y cada uno de sus desplazamientos.

Y no estamos hablando de poca cosa, para ello requieren de una serie de cálculos bastantes complejos para poder efectuar todo lo que se les exige y cuando se les exige.

Elegir unos buenos drivers es importante y puede influir en la calidad de las piezas, así como en posibles mejoras de nuestra impresora (movimientos más suaves, mayor disipación de calor, reducir el ruido de los motores, evitar instalar finales de carrera en los ejes, etc.)

 

Breve introducción

En el artículo de hoy me gustaría efectuar un breve acercamiento a los drivers TMC y a las diferentes y novedosas tecnologías que nos ofrecen y que han hecho de ellos unos de los más utilizados en impresión 3D. Y, por supuesto, los drivers que recomendamos en 3DWork.io sin lugar a dudas para cualquiera de tus impresoras 3D.

Ya hace algún tiempo que tenía en mente redactar una serie de artículos sobre drivers TMC y posibles configuraciones, y este será el primero de la serie. Más adelante abordaré cómo configurar este tipo de drivers tan de moda utilizando electrónicas SKR, pero será en posteriores artículos que verán la luz en breve.

Actualización: En el siguiente enlace tienes un artículo muy interesante sobre cómo configurar electrónicas SKR con drivers TMC2209 y Sensorless Guía completa SKR v1.4 / v1.4 Turbo con drivers TMC2209 Sensorless y Display TFT35 V3.0

Como siempre suelo hacer, me gustaría recordarte que disponemos de una gran comunidad en nuestro canal de Telegram donde compartimos nuestras dudas y experiencias. Y como no, abierto para todo trastornado por la impresión 3D como nosotros. No tengas reparo alguno en unirte si lo deseas.

 

 

Motores paso a paso (Stepper motors)

Antes de hablar un poquito sobre los drivers TMC deseaba efectuar una breve introducción sobre los motores paso a paso. No obstante, no deseo extenderme demasiado en este punto ya que existe mucha información en la red.

Un motor paso a paso básicamente es un dispositivo electromagnético que convierte pulsos eléctricos en desplazamientos angulares, o mejor dicho, en giros del motor.

Esto les convierte en un elemento ideal a la hora de diseñar y desarrollar aplicaciones donde podemos necesitar movimientos extremadamente precisos.

Si abres un motor paso a paso (stepper motor), podrás observar que principalmente se compone de un rotor donde se han acoplado un cierto número de imanes y bobinas excitadoras. Y en todos ellos, existen tres características comunes:

  • Voltaje: Es la tensión con la que opera el motor. Esta información suele venir indicada en el mismo motor, o, como mínimo, en las especificaciones del fabricante.
  • Grados por paso: Esta característica define cuantos grados gira el eje de nuestro motor por cada paso que da. Como puedes imaginar es uno de los factores más importantes a la hora de decantarnos por utilizar un motor u otro.
  • Resistencia eléctrica: Define la corriente que va a consumir nuestro motor, la velocidad máxima operativa del mismo, y como no, su torque (fuerza del motor en giro)

Dicho esto, para desplazar nuestros motores (o mejor dicho girar) vamos a precisar de un hardware que gestione de manera correcta, precisa y eficiente todos y cada uno de estos movimientos. Y aquí es donde entran en juego los drivers, ya que ellos trasladarán estos movimientos que nosotros solicitamos en medidas de una manera «entendible» para el motor.

 

Modificando la potencia

La potencia que vamos a suministrar a nuestros motores vendrá configurada en nuestros drivers, y la óptima dependerá del tipo de driver que utilicemos (A4998, DRV8825, TCM2xxx, etc.). Normalmente tienen un potenciómetro giratorio (resistencia) en la misma placa.

Este potenciómetro se debe girar para seleccionar el valor correcto, con un simple destornillador Philips. Es recomendable que sea con punta de cerámica, para no efectuar accidentalmente algún «corto» en la placa si nos patina el destornillador, algo que no es nada difícil.

Para saber los valores que actualmente utilizan tus drivers puedes utilizar un polímetro. Como puedes observar en la imagen superior simplemente debes localizar GND y el Vref y con cuidado poner allí las sondas de medición (o puntas).

Si configuras los drivers para comunicar en modo «inteligente» como explicaremos más adelante (SPI o UART), podrás modificar estos valores sin necesidad de tocar el potenciómetro (comandos GCODE). Marlin seleccionará unos valores por defecto, y si deseas cambiarlos podrás acceder a un menú propio en el display de tu impresora y modificarlos a tu antojo.

No obstante, ten siempre presente que aunque desees controlar la corriente del motor digitalmente (a través de SPI o UART), la corriente máxima siempre estará limitada por el potenciómetro. Así que asegúrate de que no esté configurado a un valor mínimo antes de utilizar el control digital.

Si configuras unos valores de potencia excesivamente altos, tus motores tendrán más torque, pero los drivers se calentarán más y podrían llegar a perder pasos en algún movimiento. En el motor también notarás un gran incremento de temperatura, llegando hasta a no poderse tocar siquiera con las manos, algo que no debería suceder.

La potencia ideal a la que debes regular tus drivers es al mínimo punto donde tu motor no pierda pasos. Esto siempre es algo relativo, ya que motores y drivers pueden ser diferentes en la mayoría de los casos, así como la resistencia que ofrezca tu mecánica. Pero merece la pena perder unos minutos e intentar localizar unos valores correctos para tu impresora.

 

Razones para usar drivers TMC (y no A4988/DRV8825)

Hasta hace poco tiempo, lo más típico en una impresora 3D era utilizar drivers A4988 para simplificar el manejo de los motores paso a paso. Alcanzó cotas de popularidad tremendas, y no solo para la impresión 3D, sino también para todo tipo de proyectos como pueden ser CNCs, robots, plotters e incluso escáneres 3D.

Más tarde apareció en el mercado una nueva versión del mismo denominada DRV8825, la cual mejoraba los antiguos A4988 en diversos aspectos. Estos nuevos DRV8825 ya permitían operar con tensiones superiores a los A4988. También añadían un nuevo modo de Microstepping (1/32 respecto al 1/16 del A4988) y su intensidad máxima se aumentaba de 2A a 2.5A.

En general los drivers A4988 y DRV8825 son unos dispositivos robustos, no lo vamos a negar en ningún momento, y disponen de protecciones a posibles cortocircuitos, sobretensión y exceso de temperatura. Pero también conllevan algunos inconvenientes que vamos a citar a continuación y que no traen consigo cualquiera de los nuevos modelos de drivers TMC.

Uno de los mayores inconvenientes de los drivers A4988 y DRV8825 es que son increíblemente ruidosos. Puede ser que no le des mayor importancia, pero si los comparas con drivers TMC hay una diferencia abismal, creeme. Y si tienes la máquina en tu oficina a unos solos metros, notarás la diferencia.

Además, los drivers A4988 y DRV8825 pueden causar el famoso problema de la piel de salmón en tus piezas impresas. Este inconveniente se presenta como una superficie irregular y puede arruinar visualmente la calidad de una pieza impresa, como puedes ver en la foto adjunta (clic en imagen para agrandar).

Esto se puede «paliar» añadiendo unas placas electrónicas denominadas Smoothers, pero implica añadir más componentes y cableados a toda la maraña de cables de tu impresora 3D sobre un problema de más fácil solución, sustituirlos por drivers TMC.

Otro de los motivos podría ser la resolución a la que pueden llegar nuestros drivers A4988/DRV8825, muy inferior a la de drivers TMC. Los drivers A4988 alcanzan una resolución de 1/16 pasos y los drivers DRV8825 una resolución de 1/32 pasos. Si nos miramos las especificaciones técnicas de los últimos drivers TMC, veremos cómo todos estos pueden alcanzar resoluciones de hasta 1/256 pasos.

No es un dato que deba obsesionarte en impresión 3D, ni mucho menos, ya que la diferencia de calidad en tus piezas no va a ser sustancial. No obstante, siempre es bueno tenerlo en cuenta para saber qué ofrece cada uno de estos componentes. Y ciertamente pasar de 1/32 a 1/256 es una diferencia de precisión bastante importante para algunos tipos de aplicaciones.

Dejando atrás los inconvenientes de los drivers A4988/DRV8825, utilizando drivers TMC nos encontraremos de bruces con una serie de novedosas tecnologías patentadas por la empresa Trinamic, que nos abren un amplio abanico de posibilidades.

Funciones como StealthChop™ van a reducir prácticamente a cero el sonido de nuestros drivers mientras estemos imprimiendo y CoolStep™ reducirá el consumo y enfriará el motor considerablemente entre otras cosas. No voy a destripar todas las nuevas tecnologías en este punto, así que deberás leer hasta el final 🙂

Sinceramente creo que los drivers son unos componentes bastante olvidados, y que mucha gente que accede a la impresión 3D no les dá la importancia que se merecen. Es muy importante tener en cuenta que ciertos aspectos como puede ser la elección de drivers, el filamento o el tipo de extrusor que utilizas puede definir mejor la calidad de tus piezas antes que otros componentes donde sí hay obsesión sin sentido alguno.

Por todos los inconvenientes citados en drivers A4988 y DRV8825, yo ya solo ensamblo drivers TMC en mis impresoras 3D. Y no solo por ello, sino por las mejoras que traen de la mano. Dotar de drivers TMC a tu mecánica es una buena decisión, y algo que recomiendo encarecidamente aunque el precio sea ligeramente superior.

 

Comprar drivers TMC para mi impresora 3D

Puedes comprar drivers TMC en cualquier tienda online. Los enlaces a continuación son de algunos Marketplace donde puedes encontrarlos.

Son enlaces de afiliado a Amazon, Aliexpress y Banggood, pero no suponen incremento alguno sobre el precio de los mismos y sirven para soportar el proyecto 3DWork.io.

Drivers TMC2208 (1 unidad)
Drivers TMC2208 (Kit completo)
Drivers TMC2209 (1 unidad)
Drivers TMC2209 (Kit completo)
Drivers TMC2130 (1 unidad)
Drivers TMC2130 (Kit completo)
Drivers TMC5160 (1 unidad)
Drivers TMC5160 (Kit completo)

O si lo deseas, puedes utilizar nuestro buscador de componentes Markets.sx, donde podrás comparar precios en diferentes Marketplaces (Amazon, Aliexpress, Banggood, etc.) con una sola búsqueda y muy fácilmente.

 

Drivers TMC: El cerebro detrás del motor

Como bien sabes, en impresión 3D la precisión y la calidad es la gran meta que persigue un buen maker sin descanso alguno. No obstante, independientemente de la precisión que tenga un motor, la calidad que puede ofrecernos vendrá en parte definida por el driver que lo gestiona, ya que él será el «cerebro» que controlará todas las operaciones del mismo.

Mover nuestro cabezal de impresión de un lado a otro de la cama no es tan sencillo como configurar dos coordenadas y lanzar el comando G-Code, o al menos si lo que deseamos obtener unos resultados decentes. Y aquí es donde entran en juego los drivers TMC.

Existen numerosos drivers TMC disponibles, pero en el artículo solo haré una breve introducción de los más actuales y modernos con alguna excepción.

 

Driver TMC2130

Si bien no son recientes, son unos drivers de TMC que merece la pena reseñar. Están basados en el microprocesador de nombre homónimo (TMC2130 de Trinamic) y las últimas versiones vienen preconfiguradas para conectar directamente en modo SPI (modo inteligente).

Disponen de la mayoría de las actuales tecnologías que ofrece Trinamic para sus drivers como StealthChop™, SpreadCycle™ y CoolStep™, las cuales explicaremos detalladamente más adelante.

No son tan modernos como los recientes TMC2209, pero a su favor destacaremos que disipan un poquito mejor el calor.

 

Driver TMC2209

Driver ultra silencioso, diseñado específicamente para motores paso a paso de dos fases. Los drivers TMC2209 vienen a ser una actualización o mejora del antiguo driver TMC2208, con el que comparte características y su pinout.

No obstante, los drivers TMC2209 ofrecen una mayor potencia (2.0A) y soporte para efectuar HOMING sin ningún tipo de final de carrera (StallGuard™), tecnología de la que hablaremos más adelante.

A día de hoy, los drivers TMC2209 son altamente recomendables para cualquier impresora 3D, ya que incluyen la mayoría de las nuevas tecnologías patentadas por Trinamic, y en un rango de precios razonable.

 

Diferencias entre TMC2208 y TMC2209

Los drivers TMC2208 pueden alimentar motores con una intensidad continua de hasta 1.5A (con picos de 2.0A), mientras que los drivers TMC2209 funcionan hasta 2.0A (con picos de 2.8A)

Los drivers TMC2209 tienen controladores de salida con una menor resistencia en conducción (RDSon). Esto les proporciona una menor disipación de potencia y mayor corriente.

Los nuevos drivers TMC2209 cuentan con CoolStep™ y StallGuard4, completamente optimizado para StealthChop2™. De esta forma pueden utilizarse para evitar añadir finales de carrera en nuestras impresoras y todo el cableado correspondiente, con una precisión de unos 0,2mm.

En los drivers TMC2209 puedes cambiar entre el modo StealthChop2™ y el SpreadCycle™ a través de un pin de configuración (denominado SPREAD).

Los pines en placa del Vref y el DIAG0 se encuentran intercambiados entre el TMC2208 y el TMC2209.

 

Drivers TMC5130 y TMC5160

Las series de drivers TMC51XX se podría decir que son los «hermanos mayores» de los más que conocidos TMC2208 y TMC2209. Son técnicamente superiores, disponen de una potencia mayor y son recomendados para aplicaciones muchísimo más exigentes.

En principio para impresoras 3D yo recomiendo ensamblar drivers TMC2209, ya que son los más modernos y se adecuan más a la mecánica de tu impresora 3D y motores. No obstante, si tu idea es montar un CNC, no me cabe la menor duda de que son una muy buena opción.

Los drivers TMC5160 y TMC5161 integran mosfets de 45mΩ (1A 25°C 24V) que prácticamente evitarán la necesidad de disipadores de calor en los mismos, ya que se calientan menos que los TMC2209.

 

Tecnologías y patentes de los drivers TMC

Existen diversas tecnologías desarrolladas por Trinamic que han impulsado sus productos hasta conseguir hacer de ellos un referente dentro de su sector, no sin gran pesar de competidores como Pololu (A4988/DRV8825).

Estas tecnologías patentadas nos ofrecen unas características para nuestras aplicaciones muy interesantes, y que podemos aplicar obviamente a nuestras impresoras 3D. Así que vamos a citar algunas de ellas para poder conocerlas de primera mano.

 

Tecnología StallGuard™

La tecnología StallGuard™, patentada por Trinamic, es una de las más interesantes que tenemos disponibles a la hora de utilizar los drivers TMC. Esta tecnología permite hacer mediciones de carga en nuestros motores paso a paso sin ningún tipo de sensor.

Gracias a estas mediciones,  StallGuard™ puede detectar de forma precisa las paradas del motor y eliminar cualquier tipo de final de carrera (endstops).

Y esto es algo interesantísimo, ciertamente. En este vídeo a continuación puedes ver como al ofrecer una resistencia brusca, los drivers detectan la variación y se activan los leds avisandonos del nuevo estado.

Piensa en cómo quedaría nuestra impresora sin toda esa maraña de cables que conlleva tener finales de carrera en los 3 ejes. Y, como no, en las ventajas que ello aporta (que no son meramente estéticas). Menos dispositivos que añadir y configurar implica menos componentes propensos a estropearse con el tiempo.

El proceso de detección se produce debido a que StallGuard™ monitoriza constantemente la carga del motor, midiendo la energía eléctrica que fluye dentro y fuera, y la cantidad que regresa a la fuente de alimentación.

Este tipo de tecnología se encuentra en numerosos drivers de Trinamic. Entre ellos los drivers TMC260, TMC261, TMC262, TMC5031, TMC5041, TMC5062, TMC2130, TMC51XX, TMC22XX y TMC389.

Si deseas indagar un poquito más sobre la tecnología StallGuard™ y como funciona, no dudes en consultar la documentación técnica disponible en el siguiente enlace del fabricante.

 

Tecnología CoolStep™

La tecnología CoolStep™ trata de corregir, o mejor dicho, optimizar el consumo eléctrico de los motores paso a paso disponibles en cualquier de nuestras aplicaciones. CoolStep™ reduce el voltaje de alimentación de los mismos cuando no existe carga alguna de una manera inteligente, y la vuelve a ofrecer cuando el motor la requiere.

Todo esto deriva en una reducción drástica de la temperatura del motor de hasta un 80%, según comenta el propio fabricante. La verdad que es una cifra que cuesta creer, pero aunque en aplicaciones reales fuera algo inferior, sigue siendo una reducción de temperatura impresionante.

Unas líneas más abajo (vídeo), puedes observar cómo CoolStep™ gestiona la tensión suministrada al motor cuando existe alguna carga y cuando se encuentra completamente en reposo (minuto 03:28). El vídeo es muy gráfico y nos muestra como aumenta la tensión rápidamente según las necesidades (o exigencias) del motor.

Como puedes imaginar, CoolStep™ precisa de la tecnología StallGuard™ para basarse en las detecciones de carga y poder actuar. Así que la función StallGuard™ deberá ser adecuadamente parametrizada para su correcto funcionamiento. Para ello puedes consultar la documentación técnica de StallGuard™.

 

Tecnología StealthChop™

Creo no equivocarme cuando afirmo que posiblemente esta sea la característica más conocida y una de las más interesantes para Makers trastornados por la impresión 3D. Tener nuestras máquinas en funcionamiento durante largas jornadas puede ser algo molesto debido al ruido de producen los motores.

Yo tengo una habitación dedicada a las impresoras (soy afortunado), pero si tienes que compartir tu habitación u oficina con la misma puede ser un engorro.

En este aspecto, Trinamic con sus drivers TMC ha movido pieza y ha desarrollado una increíble tecnología que reduce los sonidos de una manera espectacular para los motores paso a paso.

Los motores que trabajan a velocidades reducidas suelen presentar un fenómeno denominado magnetostricción. Gracias a esto se producen ruidos o zumbidos en tonos altos debido a las frecuencias en las fluctuaciones de los campos magnéticos.

Regulando la modulación de voltaje es posible minimizar esta fluctuación de corriente, y así minimizar los zumbidos de manera considerable. Según Trinamic, en aplicaciones que utilizan StealthChop™ se pueden reducir los niveles sonoros sobre 10 dB, o incluso más.

Y no solo eso, sino que la patente StealthChop™ consigue esta reducción sonora sin pérdida alguna de torque e incluso produciendo unos movimientos de motor más suaves. Todo esto, nos permite disfrutar de nuestras impresoras de una forma más silenciosa, como puedes imaginar.

Pero para que explicarlo con palabras si lo puedes escuchar tu mismo. A partir del minuto 2:00 comprobarás cómo afecta a un motor paso a paso activar la increíble tecnología StealthChop™, algo digno de ver. Y piensalo, nuestras impresoras 3D tienen como mínimo 4 motores.

 

Tecnología SpreadCycle™

SpreadCycle™ es otra de las tecnologías avanzadas que nos ofrecen los drivers TMC. Básicamente SpreadCycle™ gestiona el driver para que ofrecernos un funcionamiento más suave, sobre todo cuando reducimos las aceleraciones a cero, y volvemos a acelerar nuestro motor.

Además, SpreadCycle™ proporciona un rendimiento superior en microstepping, midiendo la corriente y ajustándose automáticamente a la longitud óptima de las fases de decaimiento rápido.

Drivers como TMC260, TMC261, TMC262, TMC2660, TMC50XX, TMC21XX and TMC51XX y TMC389 incorporan esta tecnología de serie.

Si deseas saber más sobre SpreadCycle™ o como parametrizar esta función, puedes consultar la información técnica de Trinamic en el siguiente documento.

 

Tecnología DcStep™

La tecnología DcStep™ de los drivers TMC permite ampliar el torque y la velocidad máxima de los motores a paso en determinados momentos, y de esta forma evitar posibles pérdidas de pasos en nuestras aplicaciones.

Habitualmente los motores paso a paso operan por debajo de su toque máximo, con alrededor un 40-50% de margen de seguridad. Activando DcStep™ se modifican los límites operativos de los mismos y pueden así desplazarse tan rápido como les sea posible, sin llegar a sufrir pérdidas de pasos durante el camino.

La tecnología DcStep™ dispone de 4 modos operativos de trabajo (Velocidad limitada, Carga limitada, Min. velocidad permitida > 0 y Min. velocidad). Puedes encontrar información exhaustiva al respecto, así como instrucciones sobre cómo parametrizarlo, en el siguiente documento.

Este tipo de tecnología se encuentra disponible para los modelos de driver TMC5062, TMC210 y TMC5130.

 

Tecnología MicroPlyer™

Esta tecnología de Trinamic interpola los pasos que va a efectuar el motor con la frecuencia y velocidad del paso anterior.

Esto deriva en una mayor suavidad de microstepping cuando se utiliza la interfaz STEP/DIR, como puedes observar en el siguiente gráfico en la línea de color negro (clic en la imagen para ampliar).

Cuando durante una aceleración el siguiente paso es más corto que el anterior, el paso interpolado no puede completarse.

Para no perder ningún paso, el controlador efectua un paso mayor, el cual se define por el tamaño máximo de microsteps que estemos utilizando.

En las versiones iniciales de StealthChop™, esto podría presentar un inconveniente a la hora de utilizarlo con impresoras 3D, ya que este tipo de tecnología se diseñó específicamente para aplicaciones con frecuencias de pasos estables (algo que no sucede durante la impresión 3D), y puede dar lugar a pérdida de pasos en algún caso extremo.

No obstante, esto ya dejó de ser un problema hace un tiempo, ya que Trinamic mejoro la tecnología en su nueva versión de StealthChop2™ añadiendo una pre-regulación que permite un mayor torque durante las fases de aceleración, y que fué añadido a toda la familia de drivers TMC22XX.

 

Tecnología SensOstep™

SensOstep™ es otro tipo de tecnología patentada por Trinamic para sus drivers TMC y la última que vamos a comentar en este artículo. En realidad precisa de hardware adicional, ya que es una combinación del motor y electrónica añadida, así que precisa de una placa de circuito impresa para utilizar esta tecnología.

Su función es la de monitorizar las posibles pérdidas de pasos que puedan afectar a un motor y enviar la información al microprocesador correspondiente.

Para ello SensOstep™ utiliza un imán dispuesto en el extremo posterior (o parte trasera) del eje motor y unos sensores instalados en la placa electrónica, los cuales pueden usarse con una resolución mínima (1/16).

Esto reduce considerablemente los costes de instalación, así como los ajustes necesarios durante su ensamblaje.

 

Modos de funcionamiento (Step/Direction, SPI y UART)

Existen 3 modos de funcionamiento para nuestros drivers TMC. No obstante esto no significa que todos los drivers dispongan de ellos. A modo de ejemplo, los drivers TMC2209 solamente disponen de modo Step/Dir y modo UART. Estos son los modos de funcionamiento disponibles para los drivers TMC:

 

Modo Step/Direction

Step/Direction es el modo de funcionamiento «clásico» de los drivers en general. Simplemente se procede a enviar los pasos y dirección y el motor ejecuta los comandos pertinentes.

Sin embargo, al utilizar este modo los drivers TMC no pueden devolver información alguna al controlador, como pueden ser posibles errores, o simplemente información. Esto es algo imprescindible para poder sacar provecho de todas y cada una de las tecnologías de los drivers TMC (como por ejemplo StallGuard™).

De esta forma no disponemos de información sobre la posición real o de la corriente aplicada al motor, algo que te proporcionan otros modos de funcionamiento inteligente como SPI o UART. Si no quieres complicarte excesivamente a la hora de configurar tus drivers, puedes usar perfectamente este modo de funcionamiento.

Pero en mi opinión, si dispones de drivers TMC lo ideal es utilizar cualquiera de los otros modos de funcionamiento más avanzados (SPI/UART). En caso de no activar un modo de funcionamiento «inteligente», nuestros drivers utilizarán las tecnologías StealthChop™ (Velocidad y bajo ruido) y SpreadCycle™ (Torque) por defecto.

 

Modo SPI

El modo SPI (Serial peripheral interface) es uno de los 2 modos avanzados o inteligentes de funcionamiento de estos drivers. Para poder utilizar este modo deberemos utilizar una configuración de pines completamente diferente. En algunos casos precisará de efectuar modificaciones en el driver o utilizar un cable para conectar algunos pines extra a nuestra electrónica.

De esta forma, y al igual que utilizando el modo UART, podremos disponer de todas las ventajas de estos tipos de funcionamiento inteligente (cambio automático entre modos, evitar el uso de sensores, etc.)

 

Modo UART

La UART es un componente de hardware que se utiliza para establecer comunicaciones en serie en las cuales podemos modificar las velocidades de nuestros datos y el formato de los mismos.

Algunos drivers TMC, como por ejemplo los modelos TMC2208 y TMC2209, permiten operar en este modo «inteligente». De esta forma, y al igual que en el modo SPI, podremos gestionarlos directamente desde nuestro firmware Marlin (menú en el display).

Esto conlleva una serie de ventajas que no disponen otros modos de funcionamiento. Combinar los microsteps reales e interpolados (para generar máximo torque), cambiar el uso en tiempo real de diferentes tecnologías (por ejemplo de StealthChop a Spread Cycle), reducir el consumo de corriente cuando detecta que está parado e incluso seleccionar la corriente deseada para cada uno de nuestros drivers son algunas de las ventajas que tendremos disponibles.

En algunos casos y dependiendo del driver que adquieras, es posible que tengas que efectuar alguna breve modificación posterior para activar el modo UART. No obstante, estos procesos son muy sencillos, y cualquiera puede efectuarlos fácilmente.

 

Especificaciones técnicas

TMC2130

 

TMC2208

TMC2209

TMC5130

TMC5160
TMC5161

Motor Supply 4.75/6V 4.75/36V 4.75/29V 4.75/46V 8/60V
Microsteps 1/256 1/256 1/256 1/256 1/256
Logic Voltage (VIO) 3-5V 3-5V 3-5V 3-5V 3-5V
Phase current 1.2A RMS
2.5A Peak
1.4A RMS
2.0A Peak
2.0A RMS
2.8A Peak
2.5A 3.0A
a/b/n incremental
SPI
Step/Dir
UART
SixPoint™
trapezoidal
MicroPlyer™
CoolStep™
Passive braking
Short detection
SpreadCycle™
Stall detection
StallGuard2™
StallGuard4™
StealthChop2™

 

Espero y deseo que esta breve introducción a los drivers TMC y sus diferentes tecnologías hayan sido de tu interés, o al menos de una amena lectura.

Puedes encontrar otros interesantes articulos en 3DWork.io en los siguientes enlaces: